Jugarte Taller de Plástica

Clases de pintura y arte para chicos. Talleres virtuales. Colonia de arte virtual.

Direccion: Enrique Martínez 1438 (timbre derecho) .Belgrano / Colegiales

Teléfono: 15 6036-0484 (whatsapp) / 4552-1335

Email: tallerdearterabaudi@gmail.com

www.facebook.com/jugarte.tallerdeplastica

www.instagram.com/ceciliarabaudi



HACELE ZOOM AL ARTE!!!

Llegan los TALLERCITOS VIRTUALES "MERENDAMOS JUNTOS" (Lunes a viernes 17 hs.)

Encuentros a través  de ZOOM para los cuales les voy a avisar la propuesta y los materiales con anterioriedad y voy a "estar" con los chicos (según la edad) compartiendo ese momento de trabajo/ charla/ contacto con ellos. Se pueden hacer x clase.

 

Y seguimos también con el ANTIDOMINGO de manera virtual

Seguime en @ceciliarabaudi

 

 


 

Carta al niño que fuimos

por Cecilia Rabaudi.

 

Todas las personas mayores han sido niños antes. (Pero pocas lo recuerdan).

El Principito.


Ahí estás, un poco escondida, en ese rincón que se ilumina cuando... por ejemplo, apagamos la luz y dejamos que una película nos sorprenda... claro, sí! Estás despierta cuando hay sorpresa, entonces, querida niña que fui, te dejas recordar un poco... puedo ver esos ojos que tuve, abiertos, mirando todo con el asombro de ver las cosas por primera vez. Ah... sí! La primera vez de las cosas es inolvidable, como esa vez, recuerdo, en que en una tarde calurosa de verano, a la sombra de la siesta, pinté esos barcos con esos soles y lunas, viajeros como las cartas que traían las felices noticias... y hoy soy pintora... viajera, si se puede decir que cada cuadro es como una aventura siempre, de ésas parecidas a ir rumbo a lo desconocido. Querida niña que fui, todo lo que disfruté, lo quiero repetir y no lo quiero perder... las horas sinsentido de la infancia, el tiempo en blanco del aburrimiento, los aromas cálidos de la cocina de aquella casa, el perfume a jazmín tibio en diciembre, los colores de las flores celosamente buscados por esas calles, la llegada de las cartas, el amor embriagado del juego fantástico, las manchas en la pared con sus historias, esas sombras, ese juego que tenía el vecino, ese anhelo de que llegara la hora de salir a jugar a la vereda... Entonces, querida niña que fui, no dejes que nada de esto se tape con los telones del adulto que "debemos" ser, enviame una señal si ves, desde tu rincón luminoso, que estoy olvidándote.

Compartir

Separador
Separador
Separador

© Copyright 2020 Planetario Producciones SRL | Todos los derechos reservados