Agenda


Hoy, Miércoles 26 de Febrero

ver día completo

Separador

01-06-2006 |

Cultura - Madres y Padres

Oye quién habla también

Escuelas que se convierten en radios, que funcionan en los pasillos y se lucen los días de actos escolares. Emisoras comunitarias que ceden sus micrófonos a los chicos de guardapolvo. Desde Tierra del Fuego hasta el Litoral, chicos, chicas y jóvenes de 6 a 18 años hacen oír sus voces, y escuchan las de sus pares, entre sueños, miedos, dudas y esperanzas.

Comentar

Por Marisa Rojas



Para estimular el pensamiento crítico, la reflexión y el debate en niños, niñas y adolescentes. Para fortalecer la participación en la comunidad desde la infancia. Para promover la libre circulación así como el derecho a la información y la libertad de expresión desde la edad más temprana. Por estos objetivos trabaja la Asociación Civil Las Otras Voces, con la misión de promover el ejercicio del derecho a la comunicación desde la infancia. Base fundante de este principio es la firme creencia en que los chicos y chicas capaces de producir sus propios mensajes y de analizar críticamente los mensajes de los medios masivos de comunicación podrán construir una nueva cultura, más participativa y democrática.

Las otras voces “son esas voces que nunca emergen, las que parece que no existieran, esas vocecitas que se subestiman, las que no se escucha. Son las voces de los niños, niñas y jóvenes. Esas voces que si se hicieran fuertes y fueran escuchadas, posiblemente harían de esta una democracia diferente”, definen en la Asociación.


Las Otras Voces cuenta con algo menos de dos años de vida, sin embargo, detrás de la organización formal existe una larga historia de voluntades trabajando para que todos puedan decir, para que todos puedan escuchar y ser escuchados. “La asociación es un proyecto ligado a otro montón de proyectos que desde hace muchísimos años venimos desarrollando, algunos en forma individual y otros de manera conjunta, con Mónica Beltrán, periodista especializada en educación”, explica Silvia Bacher, especialista en comunicación y educación, fundadora de Las Otras Voces junto a Beltrán e Irma Parentella, licenciada en educación. Entre esos proyectos conjuntos, se cuenta el programa de radio que Bacher y Beltrán conducen por Radio Nacional (AM 870), ‘Cátedra Libre’ (sáb. de 14:30 a 16 hs.), y que fue el lugar donde nacieron, aunque en distinto formato, los proyectos que hoy lleva adelante Las Otras Voces.

“Nosotras entendemos que entre los muchos compromisos que un medio público tiene con la población, uno de ellos es estimular la participación de todas las voces. Y cómo siempre nos ha interesado mucho que participen, que produzcan, que sean escuchadas las voces de las niñas, los niños y los adolescentes, desarrollamos una serie de concursos, desde ‘Tocá tu música en la radio’ -donde el premio consistía en que los chicos graben un disco y se presenten con su banda en el auditorio de Nacional-, hasta ‘Aprender con la radio’ - un concurso que invitaba a niños y a jóvenes de todo el país a hacernos llegar microprogramas producidos por ellos“, señala Silvia.

Tal fue el impacto de aquel concurso que más de 2.000 microprogramas llegaron en poco tiempo a la radio. “Claro que apropiarse de un espacio, aún cuando es tuyo, porque el medio público es de todos, no es una tarea sencilla. En los primeros tiempos nos encontramos con micros que trataban los mismos temas que los grandes medios, hasta otros que directamente hacían una imitación de los medios masivos. Los chicos hablaban de información que no influía en sus vidas cotidianas, utilizaban música que no tenía que ver con el lugar de dónde provenían, e imitaban a los conductores famosos. Así fuimos detectando cómo a los chicos les cuesta encontrar, y a los profesores acompañar, un proyecto creativo”, recuerda Mónica Beltrán.

Junto a esas primeras producciones llegaron también cientos de cartas de directores y maestros de escuelas de todo el país solicitando ayuda, guía, consejos para seguir adelante haciendo radio en la escuela. “Pero la verdad es que nosotras, desde un programa de radio, no teníamos la oportunidad de dar una capacitación sistemática para todos, ahí empezamos a pensar en un modo de dar respuesta a esa necesidad que nos aparecía tan latente y organizamos la Red Nacional de Radios Escolares”, explica Mónica.


La Red Nacional de Radios Escolares es un proyecto que la asociación lleva adelante con el apoyo de Unicef Argentina, fundación Arcor, fundación Antorchas y la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI). Se trata de una red de comunicación que promueve la exploración de nuevos lenguajes que den lugar a la polifonía de voces propia de cada comunidad, a la vez que capacita a estudiantes, docentes y líderes comunitarios en la producción y difusión de experiencias radiofónicas. “Pero una vez constituida la Red, y con la cantidad de escuelas que se inscribieron, nos dimos cuenta que tampoco era suficiente ese formato y ahí tomamos la decisión de constituir la ‘Asociación Civil Las Otras Voces. Comunicación para la democracia’. Fue entonces cuando Irma Parentella se sumó a este proyecto. Nos propusimos como misión fortalecer la voz y la participación de niños y jóvenes en su comunidad y buscamos distintas estrategias para poder lograrla. Como asociación somos el centro en tanto que movilizadores pero fundamentalmente constituimos un espacio de promoción de todas las otras voces”, señala Silvia.

Una página web, una red virtual que envía capacitación cada quince días y que difunde mensajes de las distintas radios que integran el programa, producciones que sábado a sábado se escuchan en Cátedra Libre, un libro –Aprender con la radio: herramientas para una comunicación participativa-, un cd y un video son los formatos en que desde la asociación se capacita a los distintos miembros de la Red, “pero que cada uno adapta a sus propias necesidades y posibilidades. Trabajamos sobre ejes como la producción radial y la comunicación comunitaria pero apuntando a la participación, basándonos en los derechos a la comunicación y a la participación, entendiendo el primero como el derecho a la información y a la libertad de expresión. El objetivo es que la Red ayude a las comunidades a estar mejor, a ser escuchadas, a ser reconocidas como sujetos de derechos”, enfatiza Bacher.


Hoy son más de 200 las escuelas de todo el país que integran la Red Nacional de Radios Escolares que cuenta, además, con un subprograma: Radios en Escuelas Rurales y de Frontera. “Este programa nació en realidad para poder poner en marcha un antiguo proyecto que tras la crisis del 2001 había quedado trunco. Durante la presidencia de De la Rúa, a partir de un convenio que desarrolló el Ministerio de Educación con el Comité Federal de Radiodifusión (COMFER) se asignaron frecuencias de radio, incluso se dio equipamiento, consolas, antenas y computadoras a distintas escuelas de parajes rurales y fronterizos en todo el país. Pero con la caída de aquel gobierno y la crisis económica todo quedó en la nada y los maestros nunca pudieron acceder a la capacitación suficiente como para utilizar los equipos, apropiarse de las frecuencias y realizar sus propias producciones”, explica Mónica.

Durante el 2005, y con el apoyo de Unicef Argentina, el COMFER convocó a Las Otras Voces para trabajar en la capacitación para el fortalecimiento de esas emisoras. Hoy son nueve las radios que trasmiten desde parajes rurales del litoral argentino y hasta en el límite mismo con el Brasil. “Hicimos capacitaciones presenciales. ¡Fue un trabajo maravilloso! Y así nueve radios pusieron en marcha sus proyectos, produjeron sus propias campañas sobre temas propios de sus realidades, desde la necesidad de la construcción de un polideportivo hasta una campaña de concientización sobre el maltrato infantil. Ahora estamos haciéndole llegar el material a otras cincuenta escuelas y esperamos en poco tiempo reanudar las capacitaciones in situ”, comenta Silvia, y agrega que: “El desafío fue que cada una de las radios transcendiera la escuela, que se ligara a la comunidad. Que los chicos realizaran campañas que pudieran transformar en algo su realidad. La radio puesta como herramienta social, para cambiar algo en cada comunidad”. La radio al servicio de las múltiples pequeñas grandes voces que pueblan el extenso suelo argentino.


El Otro Proyecto

La Asociación Civil Las Otras Voces tiene por misión promover el ejercicio del derecho a la comunicación desde la infancia. Acorde a este principio, vinculando el derecho a la información y la libertad de expresión al derecho a la salud, lleva adelante, con apoyo de Unesco, una red regional de comunicación para la prevención del VIH, realizada por adolescentes desde sus propias perspectivas y realidades. La Red Entre Jóvenes, Comunicación y VIH es un proyecto que se desarrolla desde hace dos años en distintos puntos de Argentina y el Cono Sur, y del que participan instituciones del estado, organizaciones de base y organizaciones no gubernamentales que trabajan con niñas, niños y jóvenes y están interesados en realizar talleres de Comunicación y VIH que se proveen en forma gratuita. “El grupo tiene como objetivo romper cierto mito ligado al tema y primordialmente plantear el VIH/Sida y cuestiones referidas a la sexualidad desde los mismos jóvenes, realizando talleres de discusión desde sus puntos de vista y sus vivencias”, señalan en la Asociación. La Red permite a adolescentes y jóvenes difundir y compartir con otros chicos y chicas de su edad y con la comunidad en general, distintas producciones de radio, video y gráfica.

Investigaciones, entrevistas, historias de vida, campañas de prevención, y un foro en permanente debate forman parte del trabajo publicado en: www.lasotrasvoces.org.ar/EntreJovenes


Asociación Civil Las Otras Voces. Esmeralda 1066 7º “A”, Ciudad de Bs. As. Tel: 4311-3052 / 4315-1623
www.lasotravoces.org.ar - info@lasotrasvoces.org.ar


Comentar

Compartir

Separador
Separador
Separador
 
Separador
Separador

© Copyright 2020 Planetario Producciones SRL | Todos los derechos reservados